martes, 9 de noviembre de 2010

Cultura china

Cuando elegimos los dragones para nuestro proyecto, algunos compañeros y compañeras preferían el tema de los países. Sin embargo al ir estudiando los distintos tipos de dragón, empezaron a surgir dudas sobre palabras como "China", "Europa", "África", "Australia" o "América". Y la verdad es que nos suenan mucho a países o continentes, por lo que sería bueno investigar y conocer cosas entorno a ello, ¿no?

El otro día, los profesores nos advirtieron de que había preparado una sorpresa par la tarde, por lo que al volver del patio del comedor, estábamos impacientes por ver lo que sería. Y de repente, de la puerta del fondo de la clase salieron dos figuras vestidas con unos sombreros y vestidos muy raros. Andaban con pasos cortos y llevaban los brazos cruzados, saludando con una leve inclinación de la cabeza y el cuerpo. En lugar de hola nos decían ¡Ni Hao!

 


Se presentaron, decían que se llamaban Lin y Lua y que venían de un país muy grande. Venían de China. Llevaban una ropa muy fina y brillante, con unos bordados muy bonitos. En la cabeza llevaban unos sombreros redondos, y les colgaba una trenza negra. La chica tenía la trenza más larga y el chico tenía un bigote muy largo. Nos dijeron que esa era la ropa que llevaban en China antiguamente, porque ahora ya no vestían así, y nos mostraron en un mapa, dónde estaba su país. !Qué lejos de España! !Y que grande en comparación con nuestro país!

Después nos trajeron una bandeja con algunos platos de su cocina: Arroz, Rollitos de primavera y Wan Tung.  Algunos de nosotros no sabíamos lo que era todo aquello. El Wan Tung es lo que más nos llamó la atención. Tenía forma de triángulo frito y si lo mirabas a la luz, podías ver que dentro tenía una bolita de carne.
Cuando Lin y Lua fueron a comer sacaron dos palillos. En china, muchas cosas se comen con palillos en lugar de con los cubiertos (cuchillo y tenedor). Nos dieron palillos y nos dijeron como se hacía para usarlos, pero nos costaba un poco. Hombre, para ser la primera vez y tener cinco años, lo hicimos genial, pero teníamos que practicar, así que nos regalaron un par de palillos a cada uno para que nos entrenásemos en casa.
Después, ellos mismos nos dieron a probar lo que más nos apeteciese. ¡Eso sí! Con palillos, claro.
Algunos probaron más y otros menos, pero todos comimos algo y de nuevo el ganador fue el Wan Tung ¡No dejamos ni una miga!





Después, nuestros nuevos amigos nos enseñaron cómo se decía y cómo se escribía dragón en chino. ¿Sabíais que se escribe de tres formas distintas? Además allí no escriben con letras, sino con unos dibujos hechos con rayas ¡Qué diferente a como lo hacemos nosotros! 
Nos trajeron un dibujo de un dragón chino muy, muy largo y entre todos lo pintamos. ¡Nos quedó precioso!



 


Finalmente, cuando ya nos íbamos a casa, Lin y Lua se quitaron sus gorros y descubrimos algo que llevábamos sospechando toda la tarde... ¡Eran nuestros profes!

¡Qué divertido, qué bien lo pasamos!

Si queréis saber más cosas sobre China aquí os dejamos dos sitios donde podéis leer e investigar:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada